El libro más antiguo

Resulta emocionante, a nada que uno decide reparar en ello, tener en las manos y leer uno de los textos más antiguos de la humanidad, en los que se funden relatos históricos y fantásticos, probablemente anterior a los poemas homéricos a los que reconocemos como originarios de nuestra (occidental) tradición literaria. “El Génesis”, sin embargo, trasciende lo puramente literario para ser un intento de unión entre lo terrenal y lo desconocido, una explicación del origen de la humanidad y, por tanto, de lo esencial de la naturaleza humana que queda reflejada en su intención moral.

Podemos leer el libro más influyente de nuestra cultura como origen de las tres grandes religiones monoteístas y como base de buena parte de nuestros valores judeocristianos, podemos leerlo incluso en nuestra necesidad de adoctrinamiento religioso, y podemos atrevernos también, como propone esta edición de Blackie Books en la traducción de Javier Alonso, dejarnos llevar por la maravilla literaria que suponen sus relatos genealógicos que recorren vicisitudes de las veintitrés primeras generaciones de la humanidad. Con jugosas notas a pie de página, clásicos lienzos que tratan los temas bíblicos y los textos complementarios y provocadores de Sara Mesa, Stephen Hawking, Vinicius de Moraes y Soren Kierkegaard, se nos antoja este libro como uno de esos que bien merecido tendrían un espacio reservado en nuestra mesilla de noche. Felices sueños.